7 Parques Nacionales de la Costa Oeste de EEUU

blogueraviajera con su hija en la mochila en monument valley usa

Este viaje a Estados Unidos es uno de los viajes más increíbles que he hecho en mi vida. Y no hubiese sido tan increíble sin los Parques Nacionales que visitamos porque son, sin duda alguna, el plato fuerte de la ruta.
Si quieres saber sobre el itinerario que hicimos en nuestro Viaje por la Costa Oeste en autocaravana te dejo el post, porque aquí te voy a hablar exclusivamente de los 7 Parques Nacionales a los que fuimos.

Pensé en hacer el listado por orden empezando por el parque que más me había gustado y acabar por el que menos, pero me ha sido imposible decidir por cuál empezar así que simplemente los he puesto en el orden en el que los visitamos en el viaje.
Son todos muy diferentes entre sí y muy diferentes a los parques que podemos ver en España o incluso en Europa. Por eso, aunque visitar 7 Parques Naturales en un viaje puede parecer demasiado, no lo es, porque son muy variados, te prometo que no te vas a aburrir ni hartar de verlos.

Los Parques que visitamos son:
1. El Gran Cañón del Colorado.
2. Antelope Canyon.
3. Monument Valley
4. Parque Nacional de Arches
5. Parque Nacional de Bryce Canyon
6. Parque Nacional de Zion
7. Death Valle

Esta es la ruta que hicimos nosotros de Parques Nacionales, pinchando el mapa o aquí puedes descargar el itinerario y modificarlo para añadir o quitar paradas como tu quieras.

1. El Gran Cañón del Colorado, Colorado

Me quedo sin palabras al intentar describir el paisaje de este parque, y tampoco puedo describir lo que sentí cuando me asomé al cañón por primera vez porque literalmente lloré. Fue un momento mágico ya que habíamos llegado la noche anterior al camping que hay dentro del parque pero estaba oscuro y no vimos nada más que el bosque donde plantamos la caravana. Al día siguiente, nada más amanecer y casi sin turistas aún, nos acercamos a asomarnos al primer mirador que encontramos y en ese momento con esa luz tan especial, con el cansancio acumulado en el cuerpo, rodeada de mi familia y apenas sin otros turistas, fue cuando se me cayó alguna lagrimita y me quedé sin palabras. Sólo puedo decir que cuando digo que fui al «Gran Cañón del Colorado» se me llena la boca y se me ensanchan el pecho y el corazón, y que la fama que tiene se la tiene ganada. Los 6 millones de turistas que lo visitan cada año, van por algo.

Nuestra visita:

Nosotros llegamos de noche al camping que hay dentro del mismo parque (por cierto recomendable al 100×100) y a la mañana siguiente fuimos al amanecer a los miradores y al Centro de Visitantes. De ahí empezamos a hacer la ruta del Rim Trail (te cuento todo más abajo), caminamos por el borde del Cañón y pasamos por el Trail of Time (una exhibición geológica al aire libre que a África le encantó y no paraba de abrazar a las piedras que estaban expuestas), después en el «Village» paramos a comer y descansar un poco para después seguir. Nos asomamos al Bright Angel Trail (y nos quedamos con las ganas de acabarlo) y volvimos a seguir con nuestra ruta. Recorrimos hasta el final (21 km de trayecto) y nos volvimos en autobús al punto de partida. Como la noche siguiente volvimos a dormir allí, la segunda mañana también nos acercamos a los miradores a asomarnos antes de marchar para la siguiente parada. Una pena despedirse del Gran Cañón pero….¡volveremos!

Si pinchas en las imágenes podrás verlas en grande, y ¡los paisajes merecen la pena!

DATOS:
Ubicado en el Estado de Arizona, el parque abarca 46 km. Declarado Patrimonio de la Humanidad. Recibe más de 6 millones de visitantes al año.


INFORMACIÓN PRÁCTICA GRAN CAÑÓN DEL COLORADO:
Planifica tu visita: se puede visitar el parque en un día (largo e intenso), lo ideal es empezar muy temprano para ver el amanecer o esperar al atardecer. Al llegar visitar el Centro de Visitantes lo primero para hacerse una idea in situ del parque y comprobar cualquier recomendación o aviso que hagan y desde allí empezar la ruta de senderismo que elijas. Yo te recomiendo hacer la que hicimos nosotros, el Rim Trail,es la ruta más popular porque recorre el borde del cañón. Tranquil@ porque hay seguridad de sobra incluso si vas con peques. El único peligro que vimos fue la gente descerebrada que se pasaba las barreras y vallas para hacerse una foto justo en el borde. Y la verdad que leyendo sobre el número de personas que cada año se precipita al vacío me parecen pocas con toda la gente que vimos haciendo estupideces. Lo bueno de esta ruta es que es lineal y hay un autobús que la recorre de forma paralela así que cuando ya no puedas más sólo tienes que esperar al bus y que te lleve de vuelta al Centro de Visitantes. Tengo que reconocer que en este sentido los americanos lo tienen todo muy bien organizado.
Si vas más de un día puedes hacer algún otro sendero, nosotros empezamos pero no tuvimos tiempo de acabar la Bright Angel Trail que va hacia dentro del cañón con una desnivel bastante fuerte, así que ya tengo excusa para tener que volver al «Grand Canyon» a terminarla. Otras de las actividades que se pueden hacer es sobrevolar el Cañón del Colorado en helicóptero o recorrer el río en lancha.

Cómo llegar: Se puede visitar el parque desde tres zonas principalmente. Desde el South Rim, que es la entrada más popular, más servicios tiene y está abierta todo el año. El North Rim más tranquilo y desconocido y está cerrado en invierno por la nieve. Y la del West Rim donde se ubica el Skywalk que está en territorio de la tribu Hualapai y requiere una entrada aparte (antes de decidirte a ir al Skywalk te aconsejo que mires comentarios en internet porque cuando yo lo hice decidí no perder el tiempo ni el dinero allí). Desde Las Vegas hasta allí aquí son dos horas y hasta la entrada Norte o Sur unas cuatro horas y media.
Cuándo ir: el clima varia mucho durante todo el año pero también es diferente entre los bordes del cañón y el interior. Las mejores épocas para visitarlo son sin duda primavera y otoño, aunque hay que ir preparado para encontrarse cualquier tipo de clima. En verano puede hacer mucho calor y puede ser peligroso el senderismo y en invierno puedes encontrarte nieve y cierres parciales del parque.
Entradas: para el North y South Rim la entrada cuesta 35 USD para un vehículo y sus ocupantes, 30 USD para una moto y 20 USD por persona si se entra a pie. Hay días con entrada gratuita como el 17 de enero, 16 de abril, 4 de agosto, 27 de septiembre y 11 de noviembre. Ambas entradas están incluidos en el Pase Anual de Parques Naturales. Para comprar tu pase entra aquí. Para el Skyline muchas empresas organizan tours desde Las Vegas porque es la entrada más cercana para visitar el Gran Cañón si tienes poco tiempo.
– Hay una nueva aplicación para móviles con mapas y una guía, puedes descargarla aquí y si quieres descargar una guía en pdf que es bastante completa por cierto y está en español, te la dejo aquí.
Página web: Grand Canyon National Park.


2. Antelope Canyon, Arizona

Otro parque espectacular, como ninguno de los que he visto en mi vida antes y que nada tiene que ver con el anterior. Se recorre en sólo un par de horas pero la visita es toda una aventura. Entrar al subsuelo por una grieta y encontrarte esta maravilla de la naturaleza tan bien guardada y escondida es una experiencia inolvidable.
Nuestra visita:

Fue una visita corta pero intensa. Nosotros reservamos el tour sin traslados desde el alojamiento, y salimos desde donde empieza el Lower Canyon. El guía reunió a nuestro grupo y a pocos metros de las instalaciones nos metimos por una grieta para abajo. Es increíble lo que hay allí debajo. Creo que podría pasar por encima de la grieta sin darme cuenta. El grupo era pequeño así que no tuvimos mucha sensación de agobio. Nuestro guía era un indio bastante majete que nos fue haciendo fotos a cada persona del grupo (de hecho manejaba mi móvil y la cámara mejor que yo). Fuimos con África en la mochila, aunque habíamos leído que no dejaban, y con cuidado no tuvimos ningún problema. Bueno, sólo al final que al salir de la grieta en el suelo y estando en lo alto de las escaleras se quedó enganchada la mochila y Mike no podía ir ni para fuera ni para dentro. Pero no fue nada grave, empujando un poco salieron los dos del cañón sin problema

DATOS:
Este cañón está en el Estado de Arizona y pertenece a los indios navajos.

INFORMACIÓN PRÁCTICA:
Planifica tu visita: de todo el listado de parques este es el que se puede visitar más rápido. La visita en total son un par de horas de duración, eso sí, tendrás que sumarle más tiempo si quieres explorar los alrededores de la zona.
Para visitar esta maravilla natural se puede acceder desde dos partes que, aunque están muy cerca entre sí, tienen diferente acceso, son el Upper y el Lower Canyon. El Upper Canyon es el más visitado y se accede desde el nivel de la tierra y el Lower es algo menos visitado, aunque también muy conocido, y se accede a través de una grieta en el suelo. Lo primero que debes decidir es cuál quieres visitar y después reservar la visita con alguna de las empresas navajas que lo organizan. Nosotros nos decidimos por el Lower porque son muy parecidos y pensamos que igual teníamos suerte y nos encontrábamos menos gente. El espacio por donde vas es muy reducido y aunque haya poca gente puede sentirse agobio pero nosotros disfrutamos de la visita sin aglomeraciones. Lo que tienes que tener en cuenta es que el Lower Canyon es más estrecho (puedes ver la foto arriba de la raja en el suelo, por ahí es por donde salimos todo el grupo, aunque parezca mentira y aunque estás a dos metros de la raja por encima y no se te pasa por la cabeza lo que puede haber ahí dentro) y que tiene más desnivel porque hay que bajar y subir varios tramos de escaleras empinadas. Por lo demás se recorre sin problema.
Cerca de este cañón puedes también visitar Horseshoe Bend (a otros 10 minutos en coche).

Cómo llegar: Antelope Canyon se encuentra entre el Gran Cañón y Monument Valley, a unas dos horas y media del primero y algo más de hora y media del segundo. La población más cercana es Page, a solo 10 minutos, donde encuentras hoteles, campings, restaurantes etc y también puedes ver el Lago Powell que es una zona muy bonita. Nosotros acampamos en un camping justo al lado del lago y estuvo fenomenal.

Cuándo ir: depende de lo que busques la mejor época varía. Si quieres tener la oportunidad de sacar esas fantásticas fotos con los juegos de luces que crean los rayos del sol de mediodía tendrás que visitarlo en verano, junio, julio y agosto son los mejores meses pero también cuando más gente vas a encontrar. En el horario «prime time» de 11:30 a 13:00 aprox algunos turoperadores incluso incrementan el precio del tour y de la entrada por la alta demanda. Por otro lado, si prefieres visitar el cañón más tranquilo, de noviembre a marzo es la mejor época. Vengas cuando vengas, y sobre todo fuera de verano, mira la previsión del tiempo antes ya que cuando hay lluvias fuertes se suelen cancelar las visitas. Sobre todo el Lower Canyon es peligroso con lluvias torrenciales.
Entradas: Nosotros reservamos con Ken´s Tours, empezamos allí mismo en la entrada del cañón y la visita dura una hora y son 50 USD por persona. Los grupos son máximo de 10.
Página web: Antelope Canyon con la info de todas las empresas autorizadas que organizan los tours.


3. Monument Valley, Utah/Arizona

Otro paisaje increíble que te deja sin palabras. Otro espectáculo natural único en el mundo.
Nuestra visita: Llegamos un día por la mañana y directamente contratamos el tour guiado porque no queríamos recorrer la 17 mile loop road con la autocaravana. Por la tarde hicimos la ruta que sale del mismo camping, a la entrada del parque, la Wild Cat Trail, un sendero de 8km que rodea uno de los «mittens». No tenía mucha dificultad y la verdad que fue muy interesante poder acercarse andando a una de las maravillosas formaciones rocosas que veíamos. Tuvimos la suerte de dormir con la autocaravana en el mejor camping que he estado nunca, allí mismo, en frente de Monument Valley. Por eso pudimos disfrutar de un atardecer, una noche estrellada y un amanecer increíbles. Son algunos de los momentos más especiales y más bonitos que vivimos en este viaje.

DATOS:
Otro parque situado en territorio de la Tribu de Indios Navajos. Entre Utah y Arizona puedes observar este espectáculo de formaciones rocosas en forma de mesetas gigantes que llegan a los 300 metros de altura. Nada más llegar sentirás que te has trasladado al Lejano Oeste y estás rodando una película con el mismísimo John Ford. Te aseguro que nunca has visto nada igual.

INFORMACIÓN PRÁCTICA:
Planifica tu visita: Puedes recorrer el parque en tu vehículo propio pero como nosotros íbamos en autocaravana y había leído que el terreno era un poco abrupto, decidamos no arriesgar y contratamos allí mismo un coche con guía para recorrerlo. Dentro del Parque hay una carretera circular de 17 millas (27 km) que se recorre en coche, parando en diferentes miradores. El trayecto se hace en dos o tres horas. Hay otra zona reservada a la que sólo se puede acceder si vas con tour guiado pero la visita se hace mas larga así que si no tienes mucho tiempo el 17 mile loop es suficiente. Alrededor del parque hay un par de senderos que se pueden hacer sin tener que comprar la entrada al parque y por libre. Te recomiendo si puedes que te quedes en el parque para disfrutar del atardecer o el amanecer.

Cómo llegar: está algo alejado de la típica ruta por la Costa Oeste porque necesitas más tiempo para poder llegar hasta aquí pero merece la pena, y mucho. Está un poco perdido de la mano de Dios así que no esperes mucha oferta de restauración ni hoteles cercanos. Desde Antelope Canyon hay dos horas más o menos de conducción y hasta Arches National Park hay tres.

Cuándo ir: Preferiblemente hay que evitar los meses de invierno. Debido a la altitud y al clima desértico las temperaturas bajan mucho de noviembre a febrero. En verano hace mucho calor a mediodía pero es preferible al invierno, pudiendo hacer la visita a primera o última hora del día para evitar las altas temperaturas. Las mejores épocas son primavera y otoño.

Entradas: la entrada son solo 8 USD por persona (no aceptan el Pase Anual aquí) y se entra por orden de llegada. En temporada alta hay que llegar temprano para evitar largas colas. Se puede reservar online aquí, pero aún así tienes que esperar tu turno al llegar. También se puede comprar la entrada allí directamente. No recomiendan recorrer el parque en vehículo propio por las carreteras que hay y por supuesto no se recomienda entrar con autocaravanas, coches muy bajos etc, las motos no están permitidas. Los tours guiados van desde el más corto de una hora y media por 60 USD (30 USD los niños de 5 a 12 y menos de 5 gratis) y 65 USD el completo de dos horas y media (niños 32.50). Te dejo aquí listado de empresas que lo hacen pero ten en cuenta que de las 23 que operan, sólo 3 tienen página web.
Página web: Página web de Monument Valley aquí.


Anuncios

4. Parque Nacional de Arches, Utah

Descubre este parque y sus más de 2000 arcos tallados en la roca. Estructuras que parecen tan frágiles que parece que se van a derrumbar en cualquier momento, y de hecho, los mismos fenómenos que las crearon son los que, con el tiempo, harán que se quiebren y desaparezcan.
Nuestra visita:

Tengo que reconocer que tengo una espinita clavada con este parque. Llegamos un día por la tarde y pudimos recorrer toda la carretera panorámica del parque con la autocaravana y al final de ella hicimos el trekking andando de Devil´s Garden Trail hasta el Landscape Arches. No pudimos hacer la ruta entera porque oscurecía. La verdad que el camino nos encantó y por cierto, no había nadie por ser a última hora de la tarde. A la mañana siguiente volvimos a primera hora e hicimos otra caminata cortita (Park Avenue Trailhead, 3.2 km, una hora) cerca de la entrada del parque. Pero nos fuimos de allí con la sensación de no haber explorado bien el parque. Si hubiésemos tenido más tiempo habríamos explorado más caminos porque son muy diferentes entre sí y hubiésemos parado en los miradores con más tranquilidad. Pero como un día llegamos por la tarde y al día siguiente teníamos que conducir unas cuantas horas con la autocaravana, no quisimos entretenernos mucho y no tuvimos mucho tiempo para este Parque Nacional. Además la población de Moab mola un montón y nos quedamos también con las ganas de conocerla e incluso, de haber contratado alguna actividad (aunque eso de montar en Quad con una niña de año y medio no nos cuadraba mucho jajaja, pero por ganas no fue….)

DATOS:
Este parque enclavado en el desierto de Moab enseña a quien lo visita formas fantásticas talladas en sus rocas, enormes piedras en equilibrio sobre otras, pináculos altísimos, y sus famosos arcos en todas las formas y tamaños.

INFORMACIÓN PRÁCTICA:
Planifica tu visita: Lo ideal es dedicarle un día entero a este parque pero si sólo tienes mediodía te dará tiempo a recorrer en coche toda la carretera del parque hasta el final, parando en los miradores y podrás hacer una caminata corta de las que tienes en la guía del parque. Te dejo un folleto con información general y los mapas del parque en este enlace. Pero no subestimes este parque porque es bastante grande, y que no te pase como a nosotros, que nos quedamos con ganas de más. Calcula también si vas en temporada alta el tiempo de espera por si te encuentras algo de atasco, para no llevar un itinerario muy ajustado.

Cómo llegar: la población más cercana al parque es Moab, a sólo 10 minutos en coche. Es una pequeña población medio desértica, y destino soñado para deportes de aventura y a motor, al más puro estilo americano. Conduciendo por sus calles te cruzarás con montones de Quads, motos de descenso, bicis eléctricas y cualquier juguete a motor que se te pueda ocurrir. Desde nuestra anterior parada, Monument hay tres horas en coche y hasta Bryce hay cuatro horas y media.

Cuándo ir: De mayo a octubre suele haber bastante cola de entrada, si vas durante esta época mentalízate de que te puede tocar esperar en un atasco antes de entrar.
Entradas: Importante ahora reservar con antelación para poder entrar al parque (antes se entraba sin reserva pero lo acaban de cambiar). El precio es de 30 USD por vehículo y 15 USD si entras andando.
Página web: Arches Nationall Park.


5. Parque Nacional de Bryce Canyon, Utah

Pues se que me repito un poco en cada parque pero este Parque Nacional es otro paisaje totalmente diferente a lo que habíamos visto nunca antes. Además tuvimos la suerte de verlo con nieve y el resultado es espectacular.
Nuestra visita: Nos preocupamos un poco cuando vimos el día antes de llegar a Bryce que las temperaturas caían a -17 grados y que varias carreteras y zonas estaban cerradas por la acumulación de nieve. Incluso nuestro cámping tenía una mitad cerrada porque había más de un metro de altura de nieve. Pero al final el día que visitamos el parque salió el sol y pudimos explorarlo sin problemas. Uno de los trekkings que queríamos hacer que bajaba a la parte baja del cañón estaba cerrado por la nieve pero lo pudimos recorrer por arriba y asomarnos a todos los miradores y disfrutar de este espectáculo que la naturaleza nos regalaba un día más.

DATOS: Las formaciones rocosas que ves en este parque se llaman Hoodoos, y aunque puedes ver muestras de ellos en varios continentes, en Bryce se encuentra la mayor concentración de ellos de todo el mundo. En España también encontramos muestras de estas formaciones a las que llamamos «Chimeneas de hadas» (¡qué nombre tan mágico por favor!, te puedes imaginar que a África este nombre le chifla) y los podemos ver en Zaragoza, Huesca, Navarra, Canarias o incluso Madrid, pero a mucha menor escala.

INFORMACIÓN PRÁCTICA:
Planifica tu visita: Lo primero que te recomiendo hacer al llegar al parque es, como siempre, ir al Centro de Visitantes para tener toda la info actualizada y cualquier aviso que pueda ser importante. Desde allí puedes recorrer un sendero que va al igual que en el Gran Cañón al borde del cañón de Bryce y lo puedes hacer andando (ojo que son 29 kilómetros) en coche, en bus o la mejor manera en el coche de San Fernando, un ratito a pie y otro ratito andando. En los primeros 5 kilómetros verás el espectáculo del «Anfiteatro» y después tendrás numerosos puntos para parar con miradores. Si hay nieve puede que parte del camino esté cerrado como nos pasó a nosotros. Y si vas en temporada alta te recomiendo que recorras el parque en autobús para no tener problema de aparcamiento. Por supuesto, disfruta de los miradores y si vas al atardecer o al amanecer ve a los puntos destinados para ello (los tienes marcados en los mapas que te dejo). Si todavía te queda tiempo (en mediodía puedes hacer la parte alta y si vas el día entero puedes hacer además algún trekking por el cañón, que es lo suyo) Tienes varias rutas para elegir. Hay rutas de una hora y poco más de un kilómetro adaptadas incluso para personas de movilidad reducida (estos americanos que «apañaos» son cuando quieren) hasta rutas de 12/13 km con mucho desnivel. La que más recomienda el parque es una ruta de 2/3 horas y 4.6 km que combina Queen´s /Navajo Loop. Te dejo la guía del visitante con mapas en este enlace.

Cómo llegar: La población de Bryce está a tan solo 5 minutos en coche del Parque, a la entrada del mismo prácticamente. Allí hay alojamientos, restaurantes, camping etc. Arches (que fue el parque que visitamos antes) son unas 4 horas y media en coche, y hasta el siguiente que fue Zion National Park hay un par de horas.

Cuándo ir: De octubre a mayo puedes encontrar nieve y en invierno hace mucho frío (nosotros en abril lo vimos lleno de nieve y con avisos de hasta -17 grados así que imagínate en Diciembre o Enero). En verano la temperatura sube a 20/25ºC y suele haber tormentas de verano por las tardes.
Entradas: La entrada de un vehículo con sus ocupantes son 35 USD (y puedes usar el autobús dentro del parque) y es válido durante 7 días, si vas andando son 20 USD. Está incluido en el Pase Anual.
Página web: Parque Nacional Bryce Canyon


6. Parque Nacional de Zion, Utah

Este Parque Nacional, aunque también es impresionante, probablemente sea el más parecido a los Parques Naturales que tenemos en España o en Europa.
Nuestra visita: Había leído que el parking en este parque, especialmente el de autocaravanas, se llenaba a primerísima hora de la mañana así que levanté a la familia a las 5 de la madrugada para poder entrar y conseguir aparcar. Sorpresa la mía (que no para Mike) que fuimos los primeros en llegar, y cuando nos fuimos por la tarde todavía seguía habiendo plazas libres en el parking. Pero oye, como dice el refrán: «A quien madruga, Dios le ayuda».
Yo pude hacer el trekking más popular del parque y era impresionante. No es apto para niños porque hay que agarrarse a unos cables, tipo via ferrata fácil, ni tampoco apto para gente con miedo a las alturas porque estas muy expuesto a las caídas. El pobre Mike se quedó con África esperando mientras yo lo hacía. La verdad que lo disfruté un montón, lo único malo es que estaba de gente a reventar. Esta vez nos quedamos a dormir justo a la entrada del parque en una pueblecito que se llama Springdale y nos gustó un montón. Es una calle con restaurantes, alojamientos, supermercado, tiendecitas e incluso hay alguna galería de arte y tiene un ambiente montañero muy chulo con visitantes que van allí a disfrutar de la montaña y del aire libre. Las vistas desde el mismo pueblo son increíbles porque está justo a la entrada del Parque Nacional y a orillas del río Virgen.

DATOS:
Zion es el primer Parque Nacional que se declaró en Utah, aunque luego vinieron cuatro más y pasaron a conocerse como los «Mighty Five» (Zion, Arches, Bryce, Canyonlands y Capitol Reef). Utah ofrece unos paisajes que parece que son de otro planeta, y además de haber sido conocida mundialmente por los Juegos Olímpicos que se celebraron en su capital (Salt Lake City 2002) o por ser la sede de la iglesia mormona, entre otras muchas cosas, también es conocida por tener uno de los trekkings más peligrosos de todo el país, te hablo de Angels Landing y está precisamente aquí en Zion. Sigue leyendo porque una servidora lo hizo hasta el final, y te lo voy a contar.

INFORMACIÓN PRÁCTICA:
Planifica tu visita: Como ya te he repetido varias veces, lo mejor es acercarse primero al Centro de Visitantes del parque y acabar de planificar tu visita allí. Después coger el autobús del parque y elegir en qué punto quieres bajar para comenzar tu trekking (en temporada baja cuando no hay servicio de autobús puedes hacer el recorrido en tu vehículo propio). El trekking más famoso del parque y de hecho uno de los más conocidos en todo Estados Unidos, es Angels Landing. Se empieza haciendo la ruta de Scout Lookout via West Rim Trail (según la guía es extenuante, son 6 kilómetros, 3 horas) y luego se hace un tramo más que es Angels Landing. La primera parte tiene bastante pendiente y es exigente físicamente, pero el último tramo es la parte más difícil técnicamente. Es un sendero excavado en la roca donde han instalado además unas cadenas para agarrarse por el alto riesgo de caída que hay. Además es un sendero muy estrecho en el que solo cabe una persona. Da un poco de vértigo, aunque no lo tengas, pero al llegar al final tienes tu recompensa porque la vista panorámica del Cañón de Zion que tienes es impresionante, eso sí te tienes que atrever a mirar porque ahí sí que da miedo. Eso sí, desde abril de este año han instaurado un cupo en el número de visitantes que puede hacerlo, gracias a Dios y al cielo porque yo lo ví lleno de gente pero ha estado mucho peor, no me lo quiero ni imaginar. Así que si te llama la idea y quieres un poco de adrenalina en tu visita a Zion, tienes que conseguir un permiso que asignan por sorteo en un programa piloto y puedes pedirlo aquí. Pero no te preocupes si no eres muy fan de las alturas porque hay otros muchos senderos mucho más relajaditos, y como en todos los parques, de todas las longitudes y dificultades que te puedas imaginar. Sólo tienes que elegir cuál es el tuyo. Te dejo la Guía de Información del Parque Nacional de Zion en este enlace.

Cómo llegar: La población más cercana es Springdale y está a la entrada del parque. Tiene todo lo que puedas necesitar. Desde el anterior parque que visitamos, Bryce Canyon, tardamos dos horas en llegar y de aquí a Death Valley que fue nuestra siguiente parada hay 5 horas y tienes que pasar por Las Vegas.

Cuándo ir: Como ocurre en otros parques, verano es buena época por las condiciones meteorológicas pero es cuando más gente hay, otoño es buena época porque aunque pueden bajar algo las temperaturas son todavía agradables y son buenos meses para hacer senderismo. Primavera es muy bonito aquí aunque depende del año puede haber todavía nieve y algunos accesos cerrados. Y en invierno no hay mucha gente pero sí mucho frio y puede que nieve.
Entradas: La entrada de un vehículo con sus ocupantes válido por 7 días son 35 USD, si vas andando son 20 USD. Está incluido en el Pase Anual.
Página web: Zion National Park


7. Death Valley/ El Valle de la Muerte, California/Nevada

Vista panorámica del punto más bajo de EEUU en Death valley
Vista panorámica del punto más bajo de EEUU en Death valley

El punto más caliente de la Tierra y lugar de extremos. El Valle de la Muerte es el Parque Nacional más caluroso, más seco y más bajo de todos los Estados Unidos. En 1913 se registró el récord de temperatura de 57ºC, pero… ¿te sorprendería si te dijera que en invierno se pueden ver sus picos nevados, que en primavera sus desiertos se convierten en campos de flores ó que albergue alguna de las especies de animales más excepcionales del planeta?
Nuestra visita:
Estuvimos dos días y pudimos ver los puntos principales, incluso tuvimos tiempo de escaparnos a un «rancho» cercano al camping y pasar unas horas en la piscina porque apretaba el calor de lo lindo (y eso que fuimos en primavera, en verano ¡oh la lá! no lo quiero ni pensar. También pudimos hacer un trekking muy guay hasta la cima del volcán Ubehebe (lo ves en las fotos). También nos acercamos a ver al que llaman el pez más raro del mundo, los pupfish o en español los «cachorritos del hoyo del diablo». Si quieres saber más sobre esta especie que es la más aislada y solitaria del Planeta, te dejo esteartículo de la BBC donde lo explica mucho mejor que yo.

DATOS:
Es un Parque Nacional enorme, se extiende por más de 12.000 kilómetros cuadrados de los cuales más del 90% se pueden visitar. Además de las temperaturas más calurosas del planeta, también se registra aquí el punto más bajo de Norte América (86 metros por debajo del nivel del mar).

INFORMACIÓN PRÁCTICA:
Planifica tu visita: Hay 9 puntos que se visitan principalmente. Entre otros están el punto más bajo de Norte América (Badwater Basin). La carretera panorámica llamada Artists Drive (que sólo por el mombre ya dan ganas de ir a verla, ¿no?. Son 28 kilómetros ida y vuelta y merece la pena sí. Zabriskie Point, un mirador donde el mejor momento del día para ir es el amanecer. Mesquite Flat Sand Dunes, unas dunas de arena que eran interesantes pero nosotros que somos unos enamorados de Tarifa, creo que Punta Paloma y Bolonia no le tienen mucho que envidiar a estas… Dantes View para unas panorámicas del parque. Uhebebe Crater, un paseo de 3 kilómetros con algo de desnivel pero muy interesante y que se agradece para estirar las piernas después de conducir tanto.
Te dejo aquí la Guía del Parque con todos los sitios al detalle, un mapa para que los ubiques y por supuesto info de los senderos que puedes hacer. Así podrás organizar tu visita perfectamente antes de llegar. Para que te hagas una idea Furnace Creek es el centro del parque donde hay más servicios, por eso todas las distancias se miden desde allí.

Cómo llegar: Desde Zion hay casi cinco horas de conducción pero desde Las Vegas son poco más de dos horas y si vas directamente desde Los Ángeles un poco más de cuatro.

Cuándo ir: Te puedes imaginar que aquí en verano es mejor no venir, y el verano empieza pronto, en mayo ya empieza a hacer calor y dura hasta octubre. Primavera es la época más visitada y otoño también es recomendable venir. En invierno aunque puede hacer algo de frío, sobre todo por las noches, se disfruta mucho del parque porque se pone precioso.
Entradas: 30 USD por vehículo y sus ocupantes durante 7 días. Está incluido en el Pase Anual.
Página web: Death Valley National Park.


Consejos/Top tips:

  • Menos es más. Si no tienes mucho tiempo en tu viaje y no vas a poder visitarlos todos, te va a costar mucho no, muchísimo decidir cuál no visitar. Pero por otro lado te aconsejo también que «Menos es más» y mejor visitar menos cantidad y visitarlos y disfrutarlos bien, que ir a matacaballo a todos ellos y tener que verlos en apenas unas horas porque si haces eso, perderán su magia y su esencia.
  • Evita temporada alta: nosotros fuimos en marzo/abril y aunque algunos parques estaban cubiertos de nieve (y aunque hacía frío las vistas eran espectaculares) encontramos los parques sin masificación alguna y disfrutamos muchísimo de las visitas. Eso sí, un día estábamos en Utah jugando con más de un metro de nieve y al día siguiente en Death Valley muertos de calor metidos en una piscina por lo que tendrás que ir preparado para cualquier tipo de clima. Fuera de temporada también te ahorrarás un pico en alojamiento y alquiler de coche, o como nosotros, en alquiler de autocaravana.
  • Reserva con muuuucha antelación: algunas entradas a los parques, alojamientos, excursiones e incluso caminatas hay que reservarlas anticipadamente y se agotan rápido, especialmente en verano. Además desde el Covid, algunos sitios que antes no necesitaban reservar, ahora es indispensable y en otros hay aforo limitado. Qué te voy a contar ya a estas alturas de la película….
  • Pase Anual «America the Beautiful», si vas a visitar más de un parque probablemente te compense. Aunque no todos los parques están incluidos, porque los de los navajos como Antelope o Monument no entran, cada parque son 30/35 USD por vehículo y el pase anual son 80 USD así que con tres parques ya la has amortizado. Te dejo info y preguntas frecuentes en este enlace.
  • Consulta las páginas oficiales de los Parques y sus recomendaciones antes de ir. En ellas suelen publicar avisos de temporales, cierres de carreteras, emergencias sanitarias etc. Te he dejado el link directo al final de la Info práctica de cada parque.
  • Lleva mascarilla en todo momento porque en algunos sitios tendrás que usarla. A día de hoy en transporte público, centros de visitantes y en algunas visitas con aglomeración de gente también.
  • Ojo con los cambios horarios entre los Estados. Si vas en ruta y cambias de estado y has reservado tours a alguna hora en concreto ten en consideración las variaciones de horarios no vaya a ser que llegues tarde y pierdas tus entradas. Mira también los días festivos porque algunos parques podrían estar cerrados en determinadas fechas.
  • Disfruta también de las noches. No, no seas mal pensad@ y tampoco me refiero a salir de fiesta. Disfruta de las noches estrelladas que te van a ofrecer los parques de esta ruta. Si puedes elegir alojamientos lejos de los núcleos urbanos, ir de camping como hicimos nosotros o simplemente escaparte alguna noche a observar las estrellas, probablemente recordarás ese cielo para siempre (si tienes suerte y no hay nubes claro). Muchos de los destinos están catalogados como destino internacional «Dark Sky» y será por algo…
  • En prácticamente todos los Parques de Estados Unidos (no los Navajos) hacen programas para niños de Guardabosques. Si vais con peques yo intentaría hacer alguno porque es una fantástica forma de acercarse a la cultura americana, de practicar inglés y de conocer mejor el parque.
  • Una duda muy común de cómo recorrer esta ruta es si hacerlo en coche ó en autocaravana pero te recomiendo al mil por cien que lo hagas en autocaravana ¡no lo dudes!. De esta manera podrás disfrutar mucho más de los Parques Nacionales y reservando con tiempo podrás dormir en los campings que hay dentro de los propios parques. Además es una forma más «Slow Travel» de viajar. Para más info leer mi post sobre viajar en EEUU en autocaravana.
  • Que no te den gato por liebre. Si necesitas la ESTA (Electronic System for Travel Authorization) para entrar a Estados Unidos hazlo en la página web oficial donde cuesta 21 USD (en julio de 2022) y no 60 USD o 80 USD como en muchas otras páginas que te sacan los cuartos por nada.

Feliz miniblogueraviajera en Death valley


El mundo es tan grande y hay tantos países que quiero descubrir, que la idea de volver a visitar un país que ya conozco no me suele atraer mucho, la verdad. Y eso que algunos de los países que he visto me han encantado pero pienso que si vuelvo, estaré perdiendo la oportunidad de conocer un país nuevo que, ¿Quién sabe? Igual me acaba gustando más.
Pero con el viaje que hicimos a Estados Unidos no me ocurre esto. No me importaría repetir en absoluto y casi diría que no me importaría repetir la ruta 100% igual. Así que por algo será…porque…
USA ROCKS (sólo tienes que ver la cara de pura felicidad que tiene África en la foto. Así estábamos los tres durante todo el viaje).


AVISO IMPORTANTE: Estoy preparando una guía completa con todo todo lujo de detalle de cada parque. Si, aquí me he enrollado como las persianas pero todavía hay mucho más que contar de cada uno de los lugares. Así que si te interesan, no dejes de suscribirte al blog y te las mandaré a tu correo en cuanto las publique. Para suscribirte sólo tienes que pinchar aquí.


Anuncios

Deja un comentario

Tema: Baskerville 2 por Anders Noren.

Subir ↑

EnglishGermanItalianSpanish
A %d blogueros les gusta esto: