Iznájar: qué ver, qué hacer y dónde comer.

Uno de los pueblos más bonitos de Córdoba y probablemente de todo Andalucía, en lo alto de una colina coronada por un castillo que lo hace todavía más especial. Eso sí, prepárate para subir y bajar cuestas porque todo lo que tiene de bonito este pueblo lo tiene de empinado también. Y para completar la bonita estampa está rodeado por las aguas del pantano de Iznájar que además tienen una peculiaridad especial, ¿sabes cuál es?

Vistas de Iznájar desde la torre del castillo Hisn-Ashar

IZNÁJAR:

Antes de llegar a Iznájar las vistas ya son impresionantes, la colina rocosa con el pueblo de casitas blancas y el castillo de Hisn- Ashar coronando, abajo el agua del embalse de Iznájar, el más grande de todo Andalucía y el entorno es pura naturaleza, seguro que antes de llegar vas a querer parar para hacer alguna foto porque el paisaje es impresionante.
Situado en la Subbética Cordobesa, a tan solo una hora de Málaga ciudad y hora y poco de Córdoba hacen que sea una escapada perfecta para un fin de semana pero por su cercanía también se puede visitar en un sólo día.

Nuestra visita:

Estuvimos un fin de semana por la zona y esta vez fuimos en autocaravana. El viernes llegamos a Iznájar y lo primero que hicimos una vez que aparcamos la autocaravana fue ir a cenar al Mesón La Abuela María y paseamos por Iznájar de noche, el sábado volvimos a recorrer Iznájar pero esta vez de día y por la tarde nos acercamos a Valdearenas a disfrutar de su playa. El domingo fuimos a la Laguna Fuente de Piedra a hacer una visita guiada de avistamiento de aves y por la tarde nos acercamos a la Ruta del Viento a ver ese paisaje tan diferente en el Parque Eólico y a la vuelta para completar la escapada paramos en Archidona para ver su Plaza Ochavada. Como ves, fin de semana familiar completito completito pero si vas a estar por la zona más que un fin de semana, al final del post te dejo ideas para que puedas alargar tu estancia y no aburrirte, porque desde luego la zona da para mucho.

Qué ver y qué hacer en Iznájar:

Iznájar tiene dos zonas diferenciadas para visitar, por un lado el casco histórico y por otro lado el Paraje de Valdearenas. Si sólo se tiene un día para la visita lo ideal es visitar el casco histórico por la mañana y comer allí mismo en alguno de los restaurantes y luego echar la tarde en la Playa de Valdearenas. Si se va un fin de semana se puede dedicar un día a cada sitio y luego acercarse a Fuente de Piedra a hacer una visita guiada para ver aves en su laguna como hicimos nosotros (te dejo toda la info en el post) así podrás tener un fin de semana de lo más completo con pueblos, cultura, buena gastronomía y naturaleza.

IZNÁJAR:

El centro de Iznájar es fácil de recorrer porque es pequeño pero tiene unos desniveles de aúpa, lo ideal es hacer un recorrido circular como el que te dejo indicado aquí y no pasar por alto los miradores que hay (el de la Cruz de San Pedro o Las Peñas entre otros).
Lo mejor es aparcar en las afueras del municipio y recorrer todo a pie, una vez que se ha dejado el coche puedes empezar la visita en la zona del Castillo de Hisn-Ashar que se puede visitar por 1€ y aunque es una visita breve es interesante y allí mismo está el punto de información turística, a veces se puede bajar al aljibe aunque cuando estuvimos nosotros estaba cerrado, se puede entrar también a la biblioteca de forma gratuita aunque no tiene mucho, bueno, se pueden hacer unas fotos divertidas con las figuras de Don Quijote y Sancho Panza pero es una biblioteca «normal». En esa misma zona se puede ver el Patio de las Comedias que es precioso y al visitarlo queda claro por qué es uno de los ganadores de los concursos de Patios y Rincones de la Subbética y de la Diputación de Córdoba , es un rinconcito mágico que atrapa y si encima tienes la suerte de visitarlo sin gente es más mágico todavía, al final del patio está el mirador de San Rafael. Allí cerca también se encuentran los Museos de Aperos y Labranza, Artes y Oficios, de la Judea y el más curioso sobre todo si vais con peques, el Museo del Urban Knitting (todos gratuitos). Detrás está el Cementerio Municipal y la Parroquia de Santiago Apóstol.


Tras visitar esta zona se puede ir a la zona de los miradores (pasando por la Plaza de la Torre, otro rincón floreado que aunque no es tan espectacular como el Patio de las Comedias también es bonito. Detrás hay varios miradores como el Mirador de San Pedro y de Las Peñas para ver el Castillo y el Pantano de Iznájar y podemos volver al punto de partida callejeando, no sin antes parar en alguno de los restaurantes a comer para completar bien la visita y recuperar fuerzas para la siguiente parada, seguro que tus piernas agradecen un descanso después de tanta cuesta.

PARAJE DE VALDEARENAS:

¡ Vaya vaya aquí si hay playa! Aunque Iznájar es de interior y está a 80 kilómetros de la costa, sí que tiene playa. A sólo 5 minutos del pueblo (se puede ir andando si luego guardas fuerzas para volver cuesta arriba) está el Paraje de Valdearenas con el Centro de Interpretación del Embalse de Iznájar que se puede visitar (mira bien el horario aunque en nuestro caso ponía abierto y lo encontramos cerrado a cal y canto). En esa zona está la Playa de Valdearenas con 100 kilómetros de costa en el embalse (se puede aparcar prácticamente delante pero no te acerques mucho al agua porque puedes tener problemas para sacar el coche) y allí mismo hay está también el camping de Valdearenas y un bar con una terracita muy agradable para tomar algo.
Como zona de baño no está mal pero no es nada del otro mundo la verdad, pero una de las veces que lo hemos visitado había una competición de Paddle Surf y parece un sitio estupendo para practicar este deporte.


Dónde comer:

Sin duda alguna mi recomendación es El Mesón Abuela María, me atrevo a decir que no es sólo el mejor restaurante de Iznájar, si no uno de los mejores restaurantes que he probado en los último años (y han sido unos cuantos).
Restaurante de cocina tradicional a la que Paco y Charo le han dado una vuelta (o dos) y han creado platos de toda la vida con toques tan originales como sorprendentes que no te van a dejar indiferente. Eso sí, son platos tan contundentes como sabrosos por lo que vas a tener muchas posibilidades de acabar la cena rodando cuesta abajo por las calles de Iznájar.
Déjate aconsejar por Paco que es el experto y seguro acertarás, nosotros tomamos platos tan sugerentes como Salmorejo de pipas con setas shiitake y kumquart, Bacalao sobre lecho de guisantes y muselina de turrón (sí sí, turrón) o Huevos volaos (postre típico Iznajeño con el que vas a alucinar si no los conoces, sólo hay que ver la cara de África en la foto), pero también el plato de toda la vida de Huevos fritos con croquetas y patatas que le preparó Charo a África estaba buenísimo.
¡Ah! y también sirven desayunos con churros caseros así que imagínate quién estaba a las 8 de la mañana en la autocaravana preguntando que cuándo íbamos a desayunar churros, poco le importaron a África las cuestas esa mañana sabiendo lo que le esperaba al final jajajaja.
Así que si buscas una apuesta segura para comer o cenar en tu visita a Iznájar ya sabes dónde ir (si vas fin de semana o festivo te recomiendo reservar).

Dónde dormir:

No podemos recomendar ningún hotel o apartamento de alquiler porque nosotros visitamos Iznájar en autocaravana pero en booking puedes encontrar varias opciones en el centro como Casa Las Tinajas , La Casa Sigo VIII, Casa rural La Loma o The Townhouse.

Info práctica:

Recursos: Para tu preparación de la visita o una vez estés allí puedes escuchar la audioguía gratuita con los puntos más importantes del municipio, explicaciones claras y cortas que pueden ser muy útiles para aprender un poco sobre este precioso pueblo. Te dejo todas las guías aquí.
Ubicación: Aquí las coordenadas en Google Maps, a una hora de Málaga ciudad o Granada, a una hora y cuarto de Córdoba y poco más de hora y media de Jaén.
Aparcamiento: En el Pº Donantes de Sangre se puede aparcar sin problemas, nosotros incluso pernoctamos con autocaravana, y desde ahí se puede empezar la ruta por Iznájar, en la zona alta se puede aparcar en el Mirador Cruz de San Pedro pero hay que atravesar el pueblo y en el Mirador de las Tres Cruces también hay aparcamiento.
Visita al Castillo de Hisnh-Ashar: Entrada por 1€ (3€ con audioguia), horario de martes a domingo de 10:00 a 14:00 y viernes y sábados de 17:00 a 20:00 (para confirmar horario puedes hacerlo aquí)

Alrededores de Iznájar:

Si todavía tienes ganas de marcha, la zona tiene un sinfín de posibilidades, aquí te doy algunas ideas:

Puedes visitar las Aldeas en los alrededores de Iznájar y conocer más sobre las costumbres, la artesanía y la arquitectura de la zona (pinchando podrás ver un mapa e info sobre cada una de ellas).

Descubre los secretos del Oro Verde haciendo alguna visita de Oleoturismo.

Visita la cercana población de Rute (a menos de media hora en coche de Iznájar) donde podrás visitar alguno de sus museos temáticos, comer de maravilla en alguno de sus restaurantes y bajar la comilona haciendo alguna de sus rutas de senderismo.


Acércate a descubrir Iznájar, una joyita de pueblo cordobés pero muy a mano para los malagueños y granadinos también. Disfruta de sus patios, de sus calles y de su gastronomía y no te olvides de visitar el «Lago de Andalucía» y acercarte a las aguas del pantano de Iznájar en alguno de sus 100 kilómetros de costa.

Gracias a Paco y Charo del Mesón Abuela María por esa cena deliciosa y por hacer que nos sintiéramos como en casa, gracias por entretener a la pequeña Zoe y por el pedazo de desayuno con churros que le preparasteis a África con tanto cariño.

Gracias a Southcamper por dejarnos la autocaravana para que pudiésemos vivir una experiencia diferente en esta escapada.

Y gracias a ti por leerme, nos vemos en el próximo destino 🙂


3 comentarios sobre “Iznájar: qué ver, qué hacer y dónde comer.

Agrega el tuyo

Deja un comentario

Tema: Baskerville 2 por Anders Noren.

Subir ↑

EnglishGermanItalianSpanish
A %d blogueros les gusta esto: